Siguenos en Facebook  Síguenos en Twitter  Siguenos en YouTube  Siguenos en Blogger  Siguenos en por RSS

lunes, 30 de marzo de 2020

BIGOTT - "Friendly Monster's" (Drácula Records, 19)

BIGOTT (Borja Laudo) es un espíritu libre y lo sigue transmitiendo de manera natural también en Friendly Monster's (Drácula Records, 19). Condensa en sus veinte minutos de duración todo el muestrario del maño: descaro y frescura alineados con sonidos noise-pop que te teletransportan a la costa noreste americana de bandas como Yo la Tengo o Dinosaur Jr. Eso si, pasado por el filtro del que se sabe con una personalidad y peculiaridad única en el mundillo.

El arranque "Dreaming" es una maravilla pop. Evocadora, de las que se quedan adheridas sin poder, ni querer en este caso, que se te despegue. Luego nos sobrevienen dos escuetos cortes, gemelos en su duración aunque disonantes en su contenido; "I Lov U" es una declaración de amor directa, al grano, tenemos minuto y medio para ello y no lo desaprovechamos; la segunda, "Sweet Sweet Bang Bang" resultando inquietante, bipolar como su título. Unos crudos raspeos guitarreros por lo bajini intensifican dicha sensación.

"Release" demuestra una vez más la versatilidad y capacidad de sorpresa de BIGOTT. Un corte que empieza con un reposado instrumental cercano al nu-jazz, derivando en su ecuador hacia el lo-fi más lánguido. También hay momento para la sensualidad en Friendly Monster's con "Baby". Sugerente, con un riff funky de guitarra tan persistente como efectivo.


Nos cruzamos E.E.U.U. de costa a costa para aterrizar en la californiana con el tenue surf  de "The City of Love". Resistirse a su encanto no es una opción.

El ensoñador cierre "Lost in the Universe", con diferencia la más extensa del conjunto con sus cuatro minutos en forma de collage sonoro, despidiendo de forma arrebatadora un álbum estupendo. Otro más en el haber de Borja.

lunes, 23 de marzo de 2020

DA SOUZA - "Salsa Agredolça" (Bubota Discos, 20)

Salsa Agredolça (Bubota Discos, 20) es el cuarto álbum del combo mallorquín DA SOUZA. Un trabajo en el que se muestran con un sonido más refinado y evocador al contar a cargo de la producción dos grandes como Jordi Matas (Ferran Palau, El Petit de Cal Eril) y Pau Riutort (El Guincho, Beach Beach, Extraperlo). En especial se nota la influencia del primero en el rebaje de revoluciones e intensidad de antaño en el quinteto, dotando a la mayoría del metraje de una placidez exquisita.

Lluís Cabot (voz principal y guitarra) sigue llevando el peso compositivo de la banda, esta vez contribuyendo con tres cortes Xavier Hernandez (guitarra y teclados) y Àngel Garau (batería y clarinete), respectivamente.

Salsa Agredolça (salsa agridulce) justifica el título con sus ritmos azucarados vistiendo letras que en ocasiones resultan más bien de tacto áspero.

El bucólico dueto inicial de cortes "Metres per segon" (videoclip insertado al final del post) y "Tira-tira" abren el telón de manera altamente acogedora. La primera con un plus sugestivo añadido; esas cálidas notas guitarreras, nostálgicos sintes, sutil rapeo añadido... maravillosa.

De repente nos sobresalta "La faula del falcó", tan inquietante como cautivadora, a medio camino entre la psicodelia y el nu-jazz. Para volver a terrenos más dóciles con el pop meláncolico de "He sortit de casa", que pese a tratarse de una historia de amor no correspondido sus lánguidos rasgueos guitarreros nos resultan irresistiblemente balsámicos.

El resplandeciente medio tiempo "Pedres i pals" nos conduce a la preciosista "Aeròlits". Con esa batería al paso exhalando aire sureño; las guitarras acústica y eléctrica batiéndose duelo fratricida por ver quién resulta más exquisito; y unos tímidos pero efectivos sintes como guinda. Como curiosidad en su final por lo bajini resuenan ecos orientales, como si quisieran conectarnos más efectivamente con la consecutiva "Salsa Agredolça" y su connotación sobre la cocina China.


El corte titular contiene un fuerte contraste entre su marcial estrofa y su juguetón estribillo, a modo de yin y yang, otra extrapolación servida con el país asiático. Su lírica resulta alentadora: <<balla, balla aquest ritme amb ossos i músculs i oxigen balla, balla aquest ritme abans de que arribi es final... abans de que sigui massa tard>>. Una invitación a aprovechar el momento como si no hubiera un mañana, esperemos nos quede grabado a fuego para aplicárnoslo cuando salgamos de la actual crisis sanitaria.

"Agents de l'ordre universal", recordándonos a sus paisanos Antonia Font, tanto en su indescifrable letra como en su travieso sonido. De hecho vemos en varios lances de Salsa Agredolça el velado influjo de la mítica banda mallorquina. Como en la posterior "Fas tan tard", por poner otro ejemplo.

En el tramo final del álbum nos encontramos con el relax de las vaporosas baladas "Un punt blau" y "Qui sap". Deliciosos momentos que podemos aprovechar también, rebobinando mentalmente la escucha, para empezar a hacer balance global del trabajo y darnos cuenta de que estamos ante una banda muy a tener en cuenta.